27 agosto 2013

COMO TRATAR LA BURSITIS

La bursa es un saco lleno de fluido que rodea las articulaciones del cuerpo y que tiene como objetivo proteger a los músculos, los ligamentos, los tendones o la piel de la fricción con el hueso.  A veces estas bolsas se inflaman generando dolor, en ese caso se la conoce con el nombre de bursitis.

Esta dolencia se presenta generalmente por una lesión debido a un golpe o contusiones, por la presión repetida sobre la bursa, el excesivo uso debido a la realización de una actividad no habitual y a la irritación de los depósitos de calcio en las paredes de las bolsas

Comúnmente la bursitis se presenta en los hombros, los codos, las caderas, las rodillas y el talón. Cabe destacar que los juanetes, que pueden ser producidos por el uso de calzados inadecuados, son una forma de bursitis y puede necesitar una corrección por medio de cirugía.




Como tratar la bursitis

La bursitis puede tratarse de manera natural, para los cual se pueden preparar algunos tratamientos naturales. Se puede revolver dos cucharadas de vinagre de sidra de manzana y dos de miel pura en un vaso de agua y se toma con cada comida.

También se puede hervir una cucharada de pimienta de Cayena en dos tazas de vinagre de sidra de manzana durante 10 minutos y se usa el líquido obtenido como una compresa tibia.

Entre otros métodos caseros se puede mezclar en agua hirviendo una cucharadita de consuelda, linaza machacada y luego se le agrega una cucharada de aceite vegetal, luego se tiene aplicar la pasta entre trozos de gasa y se aplica sobre el área dolorida.

Asimismo se puede esparcir aceite de castor sobre la articulación afectada, se debe cubrir con una franela y se tiene que mantener tibia con toallas calientes. Y resulta efectivo además, el aceite esencial de romero, pino y mejorana con 1 cucharada de aceite de almendra.

Cabe destacar que las personas que sufren de bursitis deben seguir varias recomendaciones para no empeorar el cuadro. Es importante contar con una dieta sana, puede ser muy  beneficioso incluir grandes cantidades de zanahorias, frutas cítricas, tomates, verduras y se debe tomar diariamente multivitaminas con minerales junto a suplementos adicionales de vitamina A y B.

Se tiene que mantener en movimiento el área afectada, pero cuando se padece la fase aguda de la bursitis, se tiene que reposar  la articulación dolorida, sin dejarla totalmente inmovilizada.  Luego, cuando mejore el cuadro es recomendable realizar algunos ejercicios muy leves.

Hay varios ejercicios que se puede recomendar, para el hombro se debe colocar la mano en la pared y se tiene que hacer caminar los dedos a lo largo de ésta, hacia arriba, a la altura  que sea posible sin estirarse excesivamente.

Otro ejercicio beneficioso para las personas con bursitis en el hombro consiste en hacer el péndulo, es decir, se debe inclinar el pie hacia adelante, dejando que el brazo oscile hacia atrás y adelante como un péndulo, aumentando gradualmente el arco.

En el caso de sufrir bursitis en la cadera o la pierna, se recomienda masajear el área de dos pulgadas entre el hueso del tobillo y el comienzo de la almohadilla del talón.

Siempre se tiene que mantener el área caliente para poder acelerar la recuperación, entre algunos métodos caseros se aconseja mantener la articulación afectada cálida por la noche envolviendo el área afectada con una franela o con un suéter.

Hay que eliminar todos aquellos calzados que aprietan  los pies en caso de tener bursitis en el talón, ya que es probable que la aparición de este malestar de deba a que los zapatos  usados diariamente no calzan correctamente.

Es importante, además, utilizar protectores de rodillas o de codos dependiendo cual sea el caso y evitar recostarse con sobre los sectores que se encuentren seriamente perjudicados.


No hay comentarios:

Publicar un comentario